Encuentro las huellas que dejé.
He estado caminado en circulos
desde hace
mucho tiempo.
Los mismos árboles, la niebla,
el cuchicheo de aves.
Esa
desolación, es lejanía, todo
hace juego con la carga de mi
corazón.
La
desesperación me tiende
la mano, la soledad posa sus labios
fríos en mi
rostro.
Lobos negros tajan mi carne
con la mirada.
Me persiguen, me
buscan.
Saltaste la muralla de los sentimientos.
Hace tiempo que tu sombra
no acompaña
a la mía.
Ansias…