Quiero
que sepas que en este momento llenas mi presencia aunque estés
distante, aunque cada pregunta que te surja tenga respuesta en tu mente
y no en tu corazón.

Más allá del vuelo de una paloma. Te
siento dentro de mí como un oasis donde mis pensamientos se serenan y
donde mi espíritu va a beber el Agua Viva para continuar la ardua
marcha a través de este presente. Recuerda que no estás solo donde
quiera que estés y que tus pasos no van solitarios ni perdidos porque
yo voy a tu lado descalza, para sentir más plenamente el camino.Estas n
mi canto, cuando al atardecer despido al Hermano Sol y recibo a la
Hermana Luna y también a las Hermanas Estrellas. Y cuando al amanecer
recibo al Sol, tú también estás junto a mí recogiendo sus primeros
rayos.Te quiero como una hermana en el sendero. Como a alguien más
cercano que mi propio corazón. Como una mano donde sentir la mía y
sentir el latido de la vida haciéndose Amor. Haciéndose Ternura.


Si..quiero que sepas…

Que
algún día de entre los muchos días que vienen sin parar, ya no estaré
con este cuerpo junto a ti. Me habré ido de tus ojos y solo podrás
verme en el recuerdo de una imagen o en el pasado de tus memorias; ya
no podrás apretar mi mano ni hablar hacia fuera conmigo: ya no sentirás
el timbre de mi voz, ni verás la sonrisa que nacía en la cara del
cuerpo que ahora habito.Si, algún día, casi en silencio, me iré hacia
el mundo del sueño y la esperanza, por la puerta invisible de la
cabeza. Que alegría sentiré cuando tu sientas alegría, cuanta será mi
plenitud cuando estés pleno. Cuánto será mi Amor, si Amor es el tuyo
con todos los seres y todas las cosas. Y desde lo invisible a tus ojos
te visitaré por dentro: Y hablaré en tus pensamientos y tus acciones.Y
Allí… Allí, al final del túnel oscuro que hay que pasar de una ida a la
otra, te estaré esperando sonriente para compartir tu alegría con mi
alegría al final del camino.